Durante la primera parte de este artículo os hablamos de qué son los hábitos, dependencias y adicciones y las diferencias que existen entre ellas. Y durante la segunda os hablamos de cómo se clasifican y se diagnostican. Seguimos la guía hablando en este artículo sobre el tratamiento y recuperación de las adicciones. 

Como hemos visto en los anteriores artículos, ser adicto es algo más que una dependencia negativa. Ser adicto es tener una personalidad deformada por el estilo de vida asociado durante un tiempo suficiente para alterarlo todo. Por tanto, el tratamiento adecuado de una adicción es aquel que trata todas las áreas que han sido deformadas o atrofiadas durante ese tiempo. 

¿Cuál es el tratamiento de las adicciones?

Para poder afrontar una adicción, el paciente debe aprender a desarrollar las áreas de su vida cotidiana que hubiesen sido deformadas o atrofiadas, para así adaptarlas a sus verdaderas necesidades como persona independiente. El objetivo último del tratamiento es llegar a ser persona en el sentido más amplio de la palabra. 

En psicología se entiende por personalidad sana el vivir de una manera satisfactoria con uno mismo y con las personas importantes de nuestra vida, siendo necesario para ello desarrollar y mantener: 

  • la salud, 
  • el trabajo,
  • el ocio,
  • las prácticas sociales satisfactorias, 
  • el trabajo,
  • la razón, 
  • el equilibrio emocional, 
  • la tolerancia ante la adversidad, 
  • la sinceridad, 
  • las amistades, 
  • la convivencia con los seres queridos, 
  • la comunicación franca y sincera, 
  • la humildad ante el mundo, 
  • la fuerza ante la adversidad 
  • y la valoración de lo que se tiene.
  • etc. 

(Todo lo anterior, puede resumirse en las áreas reflejadas en la imagen siguiente con apoyo en la metáfora de un árbol):

Por este motivo, el tratamiento de la adicción es necesariamente un proceso largo e irregular, que puede conllevar recaídas al no trabajarse los aspectos anteriores con la suficiente profundidad por parte del paciente o incluso por los familiares en algunos casos.

¿Cómo es la recuperación en un paciente con adicción?

Cuando alguien cae enfermo, queda incapacitado para el desempeño de sus actividades cotidianas. O lo que es lo mismo, pierde la capacidad de decidir y actuar libremente puesto que la enfermedad se lo impide. ¿Quién puede ir a trabajar con una fractura ósea? ¿Quién puede atender a personas en su trabajo con una enfermedad contagiosa? Para poder volver al estado normal que permite tomar libremente nuestras decisiones, hay que pasar por el proceso de recuperación. (imagen 2)

El concepto de enfermedad es muy antiguo y es muy importante, puesto que es el reconocimiento de ese estado de anormalidad y sufrimiento que todo ser humano padece a lo largo de su vida y que suscita compasión, ánimo de ayuda y derechos como ciudadanos a recibir una asistencia digna. Sin embargo, mucha gente niega esa condición de enfermo a los adictos. Prefieren considerarlos viciosos o degenerados. Otros prefieren hablar de conductas desviadas.

Es muy importante entender que la adicción es la pérdida de la libertad por pérdida de los aspectos vitales de una persona (los 12 puntos de los que hablábamos en el primer artículo). Es por eso que la recuperación tiene que hacerse de forma gradual en el desarrollo de los mismos y al compás que marca el desarrollo de una terapia y el apoyo de las personas disponibles para ayudar en este proceso.

El proceso de recuperación se siente a veces largo y difícil. Pero siempre se termina ganando más que perdiendo. Y lo que se gana al final son los 12 “PUNTOS”. ( imagen 1)

¿Se puede curar una adicción?

Antiguamente, médicos y psicólogos afirmaban que no se podía curar una adicción, pero hoy en día se ha demostrado que sí es posible. Se entiende por cura el llegar a vivir libremente, pero en ningún caso el volver a consumir “con control” o “a mi manera”.

La controversia entre sí una adicción tiene cura o no, tiene que ver con el enfoque del alcoholismo de Alcohólicos Anónimos. Desde este punto de vista se dice que un alcohólico lo es siempre y que, por tanto, toda su vida deberá estar en contacto con los grupos de autoayuda. Insisten en que es una enfermedad que no se cura. 

La investigación científica actual ha encontrado que la persona abstemia no se tiene que sentir distinta, discriminada o enferma. Si recupera su verdadera y sana personalidad, cumple con sus deberes y sabe exigir sus derechos, se debe considerar tan curado como los demás. 

Ahora bien, llegar a esta situación de normalidad y seguridad personal requiere un tiempo de entrenamiento estimado normalmente en torno a un año, más un año adicional de seguimiento para poner en práctica por uno mismo las habilidades aprendidas. Para continuar el resto de su vida con un estilo de vida comprometido con el mantenimiento y mejora de los 12 puntos. Por eso, esta es la duración recomendable de la mayoría de los programas terapéuticos, siempre y cuando no hayan recaídas, porque en ese caso, dicho período temporal debe adaptarse a la idiosincrasia del paciente. 

Como siempre decimos en el Centro de Psicología Clínica Olivencia, para curarse y para ser libre, igual que para caminar que se necesitan dos piernas, para curarse de la adicción se necesitan dos objetivos que son tiempo e información

¿Cuáles son los criterios para dar de alta a un adicto?

A la pregunta de si se debe dar de alta a un adicto, la respuesta es sí. Ahora bien, la pregunta es ¿cuándo?

Para dar de alta a un adicto, buscamos que se cumplan los criterios del escrito “Mi día a día” que se entregan durante las terapias de grupo. O también (que viene a ser lo mismo) cuando familia, terapeuta y paciente están de acuerdo en que se cumplen los 12 puntos del escrito “Objetivos para el afianzamiento de progreso de tratamiento”, durante el año de seguimiento en un porcentaje, en valoración subjetiva, igual o superior al 75%.

En el centro de psicología clínica Olivencia contamos con un equipo multidisciplinar de profesionales que usan un enfoque global en el tratamiento de los trastornos adictivos y problemas asociados. De esta forma ponemos a disposición de la persona, las herramientas que posibiliten el cambio y el desarrollo personal que necesite. Llámanos al 663947743 y te daremos toda la información que necesites sin compromiso.